#Calavaga# ¿Por qué el exilio?

Cumplido el plazo dado por la UPV para el desalojo voluntario de Calavaga, muchos de los integrantes de la comunidad que allí se formó y trabajó decidieron salir del edificio. Otros se quedaron. En las asambleas previas a esa fecha los compañeros debatimos el asunto y se llegó a la conclusión de que, debido a que una actuación conjunta y consensuada iba a ser muy dificil de alcanzar, la permanencia o no dentro del edificio quedaría determinada por “decisión personal e independiente” de cada compañero.

Ante algunas críticas malintencionadas y por un mejor conocimiento de causa de todos los participantes y amigos del proyecto Calavaga, algunos compañeros queremos explicar nuestra postura.

Primeramente, que entendemos que no se pueden aplicar a la “ocupación de Calavaga” los parámetros tradicionales de una “casa ocupa”. Cuando lo que se reivindica es un espacio para vivir, es comprensible que el espacio se defienda viviendo en él. Cuando reivindicamos el espacio del abandonado edificio de Agrícolas lo hacemos para construir un centro social, y eso, creemos, se defiende trabajando con más ahinco aun en la defensa de ese proyecto. Parte de esa defensa de nuestro derecho a darle un uso al espacio pasa por no incurrir en equivocaciones que legalmente dificulten o ensucien nuestra legitimidad para exigirlo. Trabajamos perfilando el proyecto, tratando de contactar con el rectorado, sumando apoyos, alegando y argumentando por los medios de que disponemos nuestra legitimidad, como parte de la sociedad que en última instancia es poseedora de esos bienes públicos. Trabajamos también para dar soluciones a los “problemas legales” argumentados desde las instituciones, como el de las deficiencias arquitectónicas del edificio, problema para el que ya tenemos solución.

Además, como personas conscientes de la necesidad de un compromiso social y político sincero, nos hacemos responsables de nuestros actos. Hemos involucrado desde Calavaga a muchas asociaciones e individuos particulares y nos sentimos responsables de su integridad física (todos conocemos los métodos violentos de la policía valenciana) y de la de los materiales que con buena voluntad nos han cedido en un momento dado (proyectores, exposiciones fotográficas, instalaciones artísticas, etc.)

Bajo la amenaza de intervención policial y/o detenciones no se pueden mantener las puertas abiertas. Lo que aspira a ser un lugar de encuentro y creación se convierte en un espacio oscuro, lleno de miedo y en el que es dificil trabajar con la energía necesaria para los grandes retos políticos que nos ocupan. Entendemos que trabajar en la defensa física del espacio nos restaría capacidad para trabajar en la defensa de la legitimidad de la acción-proyecto. El tiempo cubriría las barricadas de polvo hasta convertirnos en un espacio ocupado innactivo y por el que no valdría la pena luchar.

Precisamente porque creemos que Calavaga es un proyecto legítimo, no daremos excusas a la UPV para que nos acusen de no haber agotado “sus” vias. Exigimos al rector de la UPV que se comprometa en dar solución al problema que tiene entre las manos de forma realista y que no rehuya sus competencias ni sus responsabilidades para con la sociedad. Le emplazamos a recibir la información del proyecto y a escuchar nuestras soluciones realistas a los problemas de inseguridad arquitectónica.

En el antiguo edificio de Agrícolas todavía hay gente viviendo a día de hoy. Obligados por las amenazas de intervención policial gran parte de la comunidad que allí trabajaba por un proyecto ya no está y sin la gestión comunitaria basada en el máximo respeto por el espacio que estos hombres y mujeres llevaban a cabo, el deterioro del edificio puede acelerarse a un ritmo vertiginoso. Esto nos apena y preocupa. Como Calavaga en el Exilio nos desvinculamos de los destrozos y malos usos que puedan ocurrir por parte de los ahora ocupantes, de terceros, de la policía, accidentes o comisión de delitos que tengan lugar dentro del edificio y hacemos responsables a las autoridades de haber creado esta situación.

Advertisements
Aquesta entrada ha esta publicada en Uncategorized. Afegeix a les adreces d'interès l'enllaç permanent.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s